Lugares Turisticos
 

 
Bienvenido
Honduras
Lugares Turisticos
Nuestra Cultura
En Honduras hay una gran variedad de lugares hermosos, unos de los lugares que podemos mencionar son:
Islas de la Bahía
imagen
Las Islas de la Bahía en Honduras, C. A. ofrecen un aspecto de Honduras muy distinto al resto del país. Su historia, que incluye múltiples disputas sobre el poder de las islas entre la corona española y la británica durante la colonia, les ha dado un carácter muy especial. Existen varias islas en el departamento, entre las que destacan Roatán, Guanaja y Utila, que son las más grandes. De ellas, la que tiene mayor infraestructura turística es Roatán.

El Inglés es el idioma predominante en las Islas, al punto en que hay gente que no habla el Español , a pesar de que éste es el idioma oficial del país. El punto desde donde salen la gran mayoría de los aviones y el trasbordador hacia las islas es la ciudad de la Ceiba. Existen varias aerolíneas, entre las que destacan Isleña, Aerolíneas Sosa y Rollins Air que tienen servicio regular de la Ceiba hacia las islas. Es más difícil viajar a las islas los domingos, debido a que las aerolíneas tienen menos vuelos operando ese día. De las tres islas, Roatán es la más grande y la que tiene mayor infraestructura, con una carretera asfaltada que recorre la mitad de la isla, la cual mide más de 80 Km y tiene una superficie de 80 kilómetros cuadrados. La isla tiene una cordillera que le sirve de columna a lo largo de toda su extensión, y está totalmente rodeada de arrecifes coralinos, lo cual ofrece excelentes condiciones para buceo y para la pesca. Existen varios proyectos de bienes raíces muy ambiciosos y de gran calidad en Roatán, de tal forma que si está buscando invertir en bienes raíces, lo considere seriamente como una opción. Destacan Parrot Tree Plantation, Lawson Rock, Palmeto Bay y Big Bight, sin embargo, hay muchísimas otras alternativas, tantas que sería pretencioso enumerarlas. De cualquier manera hay varios agentes y casas de bienes raíces en la isla, las cuales le podrán ayudar a encontrar la propiedad de sus sueños.
imagen
Gracias, Lempira
imagen
Uno de los secretos mejor guardados de Honduras es la Ciudad de Gracias, capital del occidental departamento de Lempira. Para llegar a Gracias se debe tomar la carretera del Occidente hacia Santa Rosa de Copán. El desvío hacia el sur se encuentra a un kilómetro antes de llegar a Santa Rosa, dicho desvío lo llevará por una carretera totalmente asfaltada hasta Gracias.

La ciudad fue fundada en 1536 por el Capitán Juan de Chávez, y su ambiente y arquitectura colonial hacen de esta pequeña ciudad una verdadera joya. Gracias fue declarada asiento de la Audiencia de los Confines el 16 de Abril de 1544, por lo que de hecho fue capital de Centro América durante este tiempo. Fue también capital de Honduras, durante sus tiempos de gloria, Gracias fue una importante ciudad para después ser desplazada por Antigua Guatemala y Comayagua.

Existen tres iglesias coloniales dentro del casco urbano de Gracias: San Sebastián, Las Mercedes y San Marcos, y una cuarta, Santa Lucía, está localizada a 2 Km del centro de Gracias. De éstas, la más interesante por su arquitectura es la iglesia de Las Mercedes. También de singular interés es la actual casa parroquial, que fuera en su tiempo la sede de la Audiencia de los Confines. Alrededor de la ciudad se encuentra la montaña más alta de Honduras, la Montaña de Celaque, que en lengua Lenca significa “caja de agua”. Esta montaña con más de 2,880 mts. sobre el nivel del mar, es una zona protegida y alberga al Parque Nacional Celaque, bosque nublado con gran cantidad de flora y fauna, orgullo de Honduras.

El Parque Nacional Celaque cuenta con un centro de visitantes, así como una serie de veredas bien marcadas que permiten al visitante adentrarse algo al bosque sin extraviarse. El centro de visitantes se encuentra a 1,400 mts. de altura y cuenta con algunas camas, al igual que instalaciones para acampar, hay agua potable y letrinas sanitarias. Es posible acampar en esta zona si así lo desea. Más arriba existen otras dos zonas con facilidades para acampar, también con agua y letrinas. El primero de ellos se encuentra a 2000 mts. sobre el nivel del mar y se llama campamento Don Tomas. Para llegar hasta él deberá caminar unas 3 ½ horas por el sendero. Finalmente el último se encuentra otra 1 ½ hora adelante de don Tomas y se llama el Naranjo. Deberá traer su propia tienda de campaña. El ascenso a la cima es posible, pero se requiere de dos días en cada sentido. Existe una pequeña cuota de acceso al parque de Lps 40.00 por persona, la cual sirve para ayudar a solventar gastos de mantenimiento. Adicionalmente, es posible quedarse a dormir en el centro de visitantes por un costo de Lps. 50.00 por persona por noche. Finalmente para aquellos que deseen acampar hay una cuota de Lps 30.00 por persona por noche.

Alrededor del parque existen una serie de pequeñas comunidades, algunas de las cuales tienen una población casi puramente indígena. De ellas, las más interesantes son La Campa, San Manuel Colohete, Erandique y Belén Gualcho. Esta última población tiene un mercado interesante los domingos. Para más información referente a Gracias, es posible obtenerla en el Restaurante Los Guancascos ubicado al pie de la pequeña colina en donde se encuentra la fortaleza de San Cristóbal.
imagen
Copán Ruinas, Copán
El occidente del país fue la cuna de la floreciente cultura Maya. Esta región está ubicada al sur del conocido Mundo Maya, en el cual se destacan las famosas Ruinas de Copán, declaradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Además en la región existen otros grupos étnicos no Mayas, que aún mantienen sus costumbres y tradiciones. El rico patrimonio histórico colonial, sus múltiples poblados llenos de colorido y tradiciones, hacen del occidente del país uno de los sitios de más rica y variada cultura del Honduras.
Imagen
Es la región mas montañosa del país, cuatro de las más grandes cordilleras están aquí. Estas cordilleras son fuentes de grandes ríos que posteriormente irrigan fértiles y productivos valles. Las actividades comerciales están orientadas a la agricultura. Por su cercanía con los países de Guatemala y El Salvador, el comercio es también importante. La zona occidental está conectada con una buena red de vías principales y secundarias, asfaltadas y en buen estado en la mayoría de sus recorridos, que conectan a sus principales ciudades con el resto del país que a su vez conectan con las fronteras de El Salvador y Guatemala.
El clima es fresco y agradable, la naturaleza de la zona es variada, predominan los bosques de pino, bosques mixtos (coníferas/hoja ancha),bosque nublados y bosques secos tropicales en las tierras bajas.
La existencia de las étnicas Lencas y Maya-Chortí, representan su mayor riqueza cultural. Sus principales poblados son Santa Rosa de Copán, La Entrada, Gracias, Lempira, Ocotepeque y Copán Ruinas.
Omoa
imagen
Esta pequeña población, ubicada a orillas del mar ha jugado un importante papel en la historia de Honduras, tanto en la época colonial como republicana. Durante la colonia, fue el puerto más importante en la costa atlántica de Centro América, motivo por el cual fue atacada un sin número de veces por los piratas y corsarios que buscaban adueñarse de las riquezas que desde las colonias se enviaba a España. Esto motivo a los conquistadores a construir una fortaleza que les permitiera defender tanto al puerto, con los navíos ahí anclados y a la población. Fue así como se construyó la Fortaleza de San Fernando de Omoa, única en Centro América.

Irónicamente, esta fortaleza nunca cumplió con su propósito, ya que para cuando fue terminada, los ataques piratas eran cosa del pasado. Además, la independencia de Honduras, en 1821 hizo que la fortaleza pasara a manos del gobierno local. Durante muchos años, la fortaleza fungió como presidio, y más tarde fue totalmente abandonada. Hoy en día, el Instituto Hondureño de Antropología e Historia la ha rescatado, y es mudo testimonio del pasado colonial de Honduras. La fortaleza está abierta al público de lunes a viernes desde las 8:00 a.m. hasta las 4:00 p.m. y de 9:00 a.m. a 5:00 p.m. los sábados y domingos. Existe una pequeña cuota de admisión, que incluye además de la entrada a la fortaleza, una visita al museo ahí instalado. Los verdes jardines, los gruesos muros y húmedas habitaciones le harán remontarse hasta una época ya pasada, en la que los piratas eran los amos y señores de los mares del Caribe.


El entorno natural de la Bahía de Omoa es extraordinario y a la vez exuberante. La inmensa cordillera del Merendón ubicada atrás de la bahía le da una frescura y belleza singular. Las playas de blanca arena y el mar tranquilo hacen de la zona un lugar idóneo para gozar del mar y de deportes acuáticos. Hay varios restaurantes en la población de Omoa. Destacan El Botín del Suizo, propiedad de un suizo que quedó atrapado por la belleza de Omoa, Donde Pancha, un restaurante típico famoso en todo Honduras por el delicioso postre de coco que ahí sirven, el nuevo restaurante y hotel Flamingo, con una amplia terraza frente al mar caribe, así como un sin número de otras alternativas, que se adaptan a cualquier presupuesto. El restaurante Flamingo ofrece una variedad de platillos con especialidad de mariscos así como platillos típicos hondureños. Un nuevo restaurante en la zona, Los Cayuquitos, se ha convertido muy popular con los turistas que visitan Omoa. Además, el famoso restaurante Río Coto, ubicado a unos cuantos kilómetros hacía el occidente de Omoa ha abierto una sucursal en Omoa, a unos pasos del muelle. Aquí, puede disfrutar de una excelente comida y buen servicio, todo en un ambiente higiénico, y con servicio de bar nacional e internacional. El restaurante Macarela, ubicado hacía el oriente en la Bahía de Omoa ofrece buena comida y está abierto de martes a domingo a partir de las 9:00 a.m. y hasta las 7:00 p.m. Finalmente, El Paraíso de Stanley es un lugar que se ha convertido en un sitio muy popular, aquí podrá disfrutar de una cerveza o trago y a intercambiar información con otros viajeros.
imagen